Ministerios ayudarán a damnificados de Carolina del Sur

Los habitantes de Carolina del Sur, en Estados Unidos, se han visto afectados por unas históricas inundaciones. Es por esto que los ministerios Operación Bendición de CBN y Samaritan´s Purse se preparaban para ayudar a los damnificados.

«Carolina del Sur está soportando las peores lluvias en 1000 años», dijo la gobernadora Nikki Haley.

Miles de hogares están sin electricidad y al menos siete personas han muerto. Las tormentas arrojaron más de 30 centímetros de lluvia el domingo por la noche en Columbia, inundando cientos de viviendas y comercios.

La policía de Carolina del Sur a tempranas horas de este lunes se encontraba en la zona rescatando a la gente de las inundaciones después de rescatar a cientos de personas este fin de semana.

«El hecho de que la lluvia se detenga no significa que la lluvia ha terminado», advirtió el sheriff de Carolina del Sur, Jay Koon.

Carolina del Sur no puede ni siquiera comenzar a contar el costo de los daños por la persistente lluvia.

«Bueno, es difícil porque todo lo que tengo, que yo sepa, ha sido destruido – todos mis recuerdos, todo lo que he trabajado», dijo el residente Jeff Graydon.

Esa es una razón por la cual los equipos de Operación Bendición están trabajando con el liderazgo de la Escuela de Carolina del Sur y las iglesias locales para evaluar los daños y llevar ayuda a quienes lo necesitan.

Operación Bendición también está enviando recursos para ayudar a las víctimas de la tormenta en Norfolk, Virginia, Charleston, Carolina del Sur, y las Bahamas.

Por su parte, el fundador y CEO de Samaritan´s Purse, Franklin Graham, informó en redes sociales que el ministerio también ofrecerá ayuda a los afectados. Además, hizoun llamado de oración.

«Mis pensamientos y oraciones están con el pueblo de Carolina del Sur que están experimentando un evento de lluvia catastrófica», continúo. «Samaritan´s Purse responderá a las zonas más afectadas, pero tenemos que esperar hasta que las aguas se retiren. Oremos por los servicios de emergencia, la Guardia Nacional, la gobernadora Nikki Haley, y todos los que trabajan incansablemente mientras las lluvias siguen cayendo en algunas zonas esta mañana».

El temporal que ha causado precipitaciones en Carolina del Sur fue parte de una combinación inusual de condiciones climáticas que implicaron un sistema de baja presión de lento desplazamiento que según los meteorólogos tuvo una gran penetración, inusitada para esta época del año, informa AP. Información: Mundocristiano

También te puede interesar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: