NBA: LeBron James agradeció a Dios triunfo de su equipo los Cavaliers

Kennia Espinoza


El conocido jugador de Basket, LeBron James, agradeció a Dios por el histórico triunfo de su equipo, los Cavaliers (Cavs) de Cleveland, en el campeonato de la NBA.

La franquicia de Cleveland, liderada por LeBron James, consiguió su primer título de la NBA, remontando un 1-3 ante los Warriors de Golden State. El alero estrella de los Cavaliers cumplió su promesa de dar al equipo de Ohio su deseado anillo y ganar su duelo particular con Stephen Curry.

A pesar de estar perdiendo, LeBron ayudó a los Cavs a asegurar su primer título en un campeonato importante, después de casi medio siglo. El basquetbolista aseguró que Dios lo ayudó a conseguir la victoria. En una entrevista en un canal de televisión, LeBron admiró la victoria del equipo, ya que iban perdiendo 3-1, lo que hacía prever la derrota, pero finalmente vencieron tres juegos consecutivos y salieron campeones.

«Di todo lo que tenía. Puse mi corazón, mi esfuerzo, mi sudor y mis lágrimas en este juego y contra todo pronóstico, ganamos», dijo después del partido. Admitió que no fue fácil, pero reflexionó sobre cómo su fe influyó en su actitud durante el juego.

«Dios no te pone en situaciones que no puedas manejar. Me mantuve en esa misma actitud positiva. En lugar de lamentarme, entendí que tenía que seguir jugando».

No es la primera vez que James ha mencionado a Dios en sus entrevistas con los medios. En diciembre pasado, cuando se le preguntó si el rendimiento del equipo mejoraría después del regreso de dos jugadores lesionados, respondió: «No hay garantía por dos jugadores que hayan regresado, si es que no se han preparado. Es igual cuando venga Jesús, sino te preparas para su venida, no podrás irte con Él».

En otra oportunidad dijo después de perder con Miami Heat: «Dios sabe cuándo será el tiempo». Al año siguiente, él fue campeón por primera vez, y dijo que todo era para la gloria de Dios.

«Estoy contento por ser parte de la historia», manifestaba un eufórico Lebron James tras ganar el séptimo y último partido de las Finales ante los Warriors de Golden State, un encuentro disputado en el Oracle Arena de Oakland que da más valor al triunfo de los Cavaliers.

LeBron y los Cavaliers han hecho historia en la ciudad de Cleveland (Ohio), que no ganaba un título liga desde 1964, cuando lo consiguieron los Browns de la Liga Nacional de Fútbol Americano (NFL).

«No tengo palabras. Esto es increíble», insistía LeBron, nacido hace 31 años en Akron a 40 millas de Cleveland, feliz tras el triunfo de su equipo y su actuación personal, autor de un triple-doble (27 puntos, 11 rebotes y 11 asistencias) y de ensombrecer la actuación del base rival, Stephen Curry, que sólo anotó 17 puntos.

«¡Cleveland, esto es para ti!», gritó James durante la entrevista que le realizaron en la cancha después del encuentro, poco antes de escuchar su nombre como el Jugador Más Valioso (MVP) de la final, un reconocimiento que obtuvo por tercera vez en su carrera. James, quien ahora tiene ya tres títulos de liga, los dos primeros ganados con el Miami Heat, también dijo sentirse feliz y aliviado porque la maldición de los 52 años en Cleveland sin un equipo campeón había llegado a su final.

«Es algo grandioso el haberle dado a la ciudad el título que tanto se merecía», reiteró James. «Ahora todo será diferente de cara al futuro». James reivindicó su decisión de dejar al Heat y volver a Cleveland porque sabía lo que quería alcanzar.
Fuentes: www.acontecercristiano,net / www.miamidiario.com

También te puede interesar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: