El durazno y sus beneficios medicinales

El durazno de origen chino, es considerado como símbolo de larga vida e inmortalidad. Esta deliciosa fruta contiene vitaminas del complejo A, B y C, minerales como el potasio, sodio, fósforo y fitoquímicas como la luteína, zeaxantina, criptoxantina y betacarotenos.

Es fácilmente digerible y tiene una fuerte reacción alcalina sobre todo el cuerpo. Sus propiedades son beneficiosas para:

• Adelgazar: Es muy consumida por quienes están realizando un régimen dietario con el objetivo de adelgazar debido a que te aportará una mínima cantidad de calorías.

• Anemia: Por su contenido de hierro es recomendable para personas con anemia y falta de apetito. Está considerado como un estimulante digestivo y excelente colagogo (facilita la expulsión de la bilis).

• Antioxidante: Sus vitaminas producen un efecto antioxidante, que inhibe la acción de los radicales libres y protege el organismo del envejecimiento, también previene ciertos tipos de cáncer y disminuye el riesgo de desarrollo de enfermedades crónicas y degenerativas.

• Antiespasmódico: Sus flores, en infusión, actúan como laxantes. Las hojas son diuréticas, purgantes, antihelmínticas y antiespasmódicas.

• Cáncer: Es un potente antioxidante que, entre otros aspectos, ayuda a prevenir la aparición del cáncer.

• Colesterol: Tiene un papel importante en nuestro organismo al disminuir los niveles de colesterol nocivo ya que la pectina que contiene, actúa absorbiendo los jugos segregados por el hígado y la vesícula mientras hacemos la digestión.

• Corazón: Previene problemas cardiovasculares y degenerativos.

• Diabetes: Ayuda a controlar el sistema de azúcar en sangre.

• Digestión: Ayudan a estimular la secreción de jugos digestivos.

• Estreñimiento: Su alto contenido en fibra, determina que el estreñimiento mejore. Aportan fibra soluble e insoluble. Estimula el movimiento intestinal y evita el estreñimiento, es un laxante muy efectivo y suave.

• Estómago: Protege el estómago, ayuda a estimular la secreción de jugos digestivos.

• Estrés: Con las hojas y flores del durazno se puede preparar té o infusiones curativas con cualidades particulares, ya que mientras las primeras son diuréticas las segundas son purgantes (laxantes). También se recomiendan para procesos de estrés, tensión y nerviosismo.

• Osteoporosis: Ayuda a prevenir osteoporosis, raquitismo y debilidad de huesos y dientes.

• Piel: Ayuda a hidratar la piel y reconstituir los tejidos.

• Riñones: Los especialistas en medicina natural comentan que posee propiedades diuréticas y laxantes, aconsejan consumir su pulpa a personas que necesitan activar su función de riñones (renal) o intestinos, o simplemente a quienes desean depurar su organismo y eliminar toxinas. Activa la función renal y favorece a la disolución de las piedras en el riñón.

El durazno, preferiblemente debe consumirse fresco, en almíbar, conserva, mermelada, gelatinas, jugos, helado, en forma deshidratada y se puede preparar dulce de melocotón y una infinidad de tortas y postres. Fuente: Plantas curativas de Dios.

También te puede interesar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: